viernes, 31 de julio de 2015

FRITURA MALAGUEÑA DE VERDURAS



 En verano suelo preparar en alguna que otra ocasión una fritura típica de Málaga, hecha con verduras variadas del terreno, lleva cebolla, zanahoria, pimiento verde, pimiento rojo de asar, calabacín baby y berenjena, cortamos la verdura más o menos del mismo tamaño, pasamos por harina, freímos en aceite de oliva bien caliente y lista para tomar







 Ingredientes:

2 zanahorias medianas.

3 pimientos verdes de freír pequeños.

1 pimiento rojo de asar pequeño.

4 calabacines baby o 1 calabacín mediano.

1 berenjena mediana.

2 cebollas medianas.

100 mililitros de leche y 100 mililitros de agua.

Harina de trigo especial para frituras.

Aceite de oliva virgen extra.

Sal.







Preparación:

Lavamos muy bien toda la verdura porque no la vamos a pelar, les dejamos la piel a todas a excepción de las cebollas.

Cortamos la berenjena en palitos no muy gruesos, ponemos en un colador grande, añadimos un poco de sal y dejamos durante 20-30 minutos para que pierdan el sabor amargo.

Pelamos y cortamos las cebollas en aros finos, ponemos la leche y el agua en un cuenco, añadimos la cebolla y dejamos durante 20-30 minutos para que suelten la acidez.

Cortamos las zanahorias en tiras anchas y finas o en aritos si son pequeñas.

Partimos los pimientos verdes y rojos, quitamos las semillas y los tallos, los cortamos en tiras finas.

Cortamos el calabacín en palitos no muy gruesos o en aritos si son muy pequeños.

Juntamos todas las verduras en un colador grande, añadimos sal al gusto, mezclamos con cuidado las verduras para que se reparta la sal por igual y dejamos escurrir.

Cuando vayamos a freir las verduras, cogemos un puñadito y las pasamos por harina y luego por el cedazo para eliminar el exceso de harina.

Ponemos una sartén o freidora con bastante aceite de oliva virgen extra, cuando esté bien caliente añadimos la verdura enharinada y freímos hasta que estén doraditas.

Retiramos a una fuente sobre papel absorbente y freímos igual el resto de verdura, en tandas pequeñas y a fuego medio-alto y servimos enseguida.

La fritura de verduras suelo servirla con pescado a la plancha -atún, merluza, rosada- o asado.













jueves, 30 de julio de 2015

MUHAMMARA (crema siria de pimientos asados)



Muhammara es una salsa o crema de origen sirio, se prepara con pimientos rojos asados, nueces, pan integral, melaza de granada, ajo, comino, guindilla, zumo de limón, aceite de oliva y sal, estos ingredientes se reducen a puré, se toma acompañado de pan pita cortado en tiras, no me quedaba melaza de granada casera así que esta vez he querido hacer esta receta con un toque diferente y la he sustituido por melaza de uvas negras, estaba igual de rica que siempre






Ingredientes:

3 pimientos rojos de asar medianos.

80 gramos de nueces peladas.

2 cucharadas de melaza de uvas negras o de granada.

40-50 gramos de pan integral, sin la corteza -en esta ocasión he utilizado un pan thins de Bimbo-.

1 diente de ajo, pelado y con la semilla interior quitada.

Comino molido al gusto.

Guindilla seca al gusto.

1 cucharada sopera de zumo de limón.

3-4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

Sal.

Para decorar:

 Media nuez y semillas de sésamo.

Para acompañar:

 Pan pita o colines, pan integral -del que tengamos a mano o que más nos guste-.

Para la melaza de uvas negras:

250-300 gramos de uvas negras.

2 cucharadas soperas de sirope de agave.

Unas gotas de limón -para evitar la oxidación de la fruta-.






Preparación:

Para hacer la melaza, lavamos las uvas, las licuamos o las trituramos con la batidora y después filtramos con un colador chino, ponemos el zumo obtenido en un cazo con el sirope de agave y las gotas de limón, removemos y dejamos cocer a fuego medio hasta que reduzca y espese, cuando tenga la consistencia deseada retiramos del fuego y dejamos enfriar, con estas cantidades han salido 4 cucharadas de melaza, tendremos para preparar dos veces esta receta, si queremos hacer la melaza de granada el procedimiento es el mismo.

Precalentamos el horno a 180 º C.

Lavamos los pimientos y secamos bien con un trapo de cocina, los colocamos en una bandeja de horno con un hilo de aceite de oliva por encima y los dejamos en el horno hasta que estén bien asados, dándoles la vuelta durante ese tiempo para que se hagan igual por todos lados, cuando estén listos retiramos del horno y los colocamos en una fuente, tapamos bien con papel de aluminio para que suden unos 15-20 minutos, después los pelamos con cuidado, quitamos el tallo y las pepitas, cortamos en tiras y dejamos que se enfríen.

En un vaso de batidora ponemos los pimientos asados junto con el resto de ingredientes y reducimos a puré.

Servimos en una fuente, decorado con media nuez y semillas de sésamo por encima.

Acompañamos de pan pita o colines, pan integral y pan blanco cortados en tiras.











lunes, 27 de julio de 2015

ZUMO DE CíTRICOS (con semillas de chía y ralladura de lima)




 Con la ola de calor que está haciendo este verano, bastante más caluroso que otros años, apetece tomar mucha fruta, ensalada, gazpacho y platos ligeros, en casa tomamos cada mañana un buen vaso de zumo de naranja, pomelo y limón, al que le añado una cucharadita de semillas de chía y otra de ralladura de lima congelada -guardamos la lima entera, sin pelar, dentro del congelador en un recipiente apto para congelar, cuando la necesitemos retiramos un momento, rallamos la cantidad que vayamos a utilizar y guardamos de nuevo en el congelador- bien fría esta bebida nos refrescará y nos aportará vitaminas y fibra.








Ingredientes (para 1 vaso de zumo):

3-4 naranjas de zumo.

1/2 pomelo mediano.

1/2 limón pequeño.

1 cucharadita (de las de café) de semillas de chía.

1 cucharadita (de las de café) de ralladura de lima congelada.









Preparación:

Exprimimos las naranjas, el pomelo y el limón hasta completar un vaso, añadimos la cucharadita de chía y la de ralladura de lima, removemos bien con una cuchara y como la chía en contacto con el líquido empieza a volverse gelatinosa la tomaremos enseguida.


















sábado, 11 de julio de 2015

BROWNIE CON COBERTURA DE CHOCOLATE



Un brownie diferente, el clásico bizcocho americano que encanta a niños y mayores, con una cobertura de chocolate que lo hace aún más rico






Ingredientes (para 12 porciones):

100 gramos de mantequilla y algo más para engrasar.

50 gramos de chocolate amargo.

100 gramos de harina de trigo.

2,5 mililitros (1/2 cucharadita de las de té) de levadura química.

Un pellizco de sal.

125 gramos de azúcar integral de caña (la receta original lleva 225 gramos de azúcar blanquilla).

2 huevos a temperatura ambiente.

2,5 mililitros (1/2 cucharadita de las de té) de esencia de vainilla.

50 gramos de nueces picadas.

Para la cobertura de chocolate:

40 gramos de mantequilla.

100 gramos de azúcar glass.

25 gramos de cacao en polvo sin azúcar.







Preparación:

Calentamos el horno a 180º C, calor arriba y abajo.

Engrasamos ligeramente un molde cuadrado apto para horno de 25 x 15 cm. y forramos el fondo y las paredes del molde con papel vegetal.

Fundimos el chocolate amargo al baño maría, sobre agua hirviendo suavemente.

Tamizamos sobre un cuenco la harina con la levadura química y la sal.

En otro cuenco batimos la mantequilla y el azúcar integral de caña con una cuchara de palo hasta que quede ligero y cremoso, añadimos los huevos uno en uno sin dejar de batir, añadimos la esencia de vainilla, el chocolate fundido y removemos.

Con una cuchara grande de metal incorporamos la mezcla de harina y las nueces picadas a la mezcla de chocolate.

Echamos con una cuchara la masa en el molde, con cuidado de que no se mueva el papel vegetal y horneamos durante 20-30 minutos o hasta que la superficie del pastel esté durita al tocarla.

Retiramos del horno y dejamos enfriar el pastel en el mismo molde durante unos minutos antes de volcarlo sobre una rejilla metálica.

Para hacer la cobertura, fundimos la mantequilla en un cazo y añadimos el azúcar glass tamizada y el cacao en polvo sin azúcar, añadimos 2 cucharadas soperas de agua poco a poco, batiendo con una cuchara de madera hasta que esté suave.

Con una espátula metálica, extendemos la cobertura sobre el pastel y dejamos endurecer.

Cuando esté cuajado el chocolate, cortamos el pastel en 12 partes y listo para servir.












jueves, 9 de julio de 2015

PURE DE PATATAS CON SALSA PESTO

 
 


 Un puré de patatas enriquecido con salsa pesto casera, acompañado de unas salchichas de tofu y unas rodajas de tomate con semillas de sésamo, comida vegetariana rica y llena de sabor, la receta de la salsa pesto la tienes aquí.










 
Ingredientes:
 
4 patatas medianas especial para cocer.
 
4 cucharadas soperas de salsa pesto casera.
 
Sal.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Preparación:
 
Ponemos al fuego una olla con agua, cuando empiece a hervir añadimos sal y las patatas peladas y cortadas en dados grandes, cuando estén cocidas retiramos del fuego, dejamos escurrir sobre un colador y pasamos por el pasapuré, añadimos sal, las 4 cucharadas de salsa pesto -podemos añadir la cantidad de pesto según nos guste con más o menos sabor- removemos el puré para que se mezcle bien con la salsa y servimos.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 










 
 
 

sábado, 4 de julio de 2015

CRUSTADAS DE MANZANA Y SALAMI AL PIMENTÓN

 
 
 Estas ricas crustadas de pan de molde, con manzana, salami y mozzarella, van gratinadas con un toque de pimentón de la Vera y son el acompañamiento ideal de unas bebidas de aperitivo, como final sabroso de una comida o un almuerzo ligero junto con una ensalada verde



 
 



Ingredientes (para 6 personas):

2 manzanas grandes de postre.

4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

6 rebanadas anchas de pan de molde.

6 lonchas de salami, sin la tripa.

6 lonchas de mozzarella redonda de barra.

Pimentón de la Vera.




 



Preparación:

Calentamos el grill del horno a 200 º C.

Pelamos las manzanas y quitamos el corazón con un cuchillo pequeño bien afilado, cortamos cada manzana en tres rodajas de 1 centímetro de grosor aproximadamente.

Ponemos 2 cucharadas de aceite de oliva en una sartén y cuando esté caliente añadimos las rodajas de manzana y las tostamos por ambos lados, retiramos con una espumadera y las dejamos en una fuente sobre papel absorbente.

Con la ayuda de un cortapastas o de un vaso, cortamos el pan de molde con el diámetro de la manzana, añadimos 2 cucharadas de aceite en la sartén donde hemos dorado la manzana y cuando esté caliente tostamos las rebanadas de pan de molde por ambos lados, retiramos con una espumadera y dejamos en una fuente sobre papel absorbente.
 
Colocamos una rebanada de manzana sobre una rebanada de pan de molde tostado, encima una rodaja de salchichón salami, cubrimos con la mozzarella y espolvoreamos un poco de pimentón de la Vera por encima, las dejamos bajo el gratinador del horno hasta que estén tostaditas y con burbujas.
 
Servimos inmediatamente.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Notas:
 
Podemos añadir el pimentón de la Vera antes de gratinar o después, según nos guste, en esta ocasión lo he añadido después, pero normalmente lo pongo antes de gratinar.
 
Como existen distintos tamaños de salchichón salami en el mercado utilizaremos uno del tamaño de la manzana, he utilizado una manzana bastante grande, el tamaño de salami que he utilizado ha sido también el más grande.
 
Podemos sustituir la mozzarella redonda en barra por cualquier otro queso que funda bien, pero si es cuadrado debemos cortarlo en redondo, un poco más grande que el diámetro de la manzana para que al fundir cubra la tostada entera.


 
 
 
 

 
 


 
 
 
 
 
 

miércoles, 1 de julio de 2015

PATÉ DE BERENJENAS (al estilo israelí)





Muchos israelíes son vegetarianos y utilizan a la versátil berenjena como el mejor sustituto de los higaditos de pollo picados para obtener un paté vegetariano, nutritivo y buenísimo untado sobre una tostada de pan.












Ingredientes:

100 gramos de harina de trigo.

1 huevo.

500 gramos de berenjenas.

200 mililitros de aceite de oliva suave.

1 cebolla grande, picadita.

1 huevo cocido, picadito.

Sal y pimienta negra recién molida.












Preparación:

Trabamos la harina con el huevo y 100 mililitros de agua y batimos bien, hasta obtener una pasta.

Lavamos las berenjenas y -sin pelar- las cortamos en rodajas, mojamos las rodajas en la pasta.

Calentamos el aceite en una sartén y freímos las rodajas de berenjenas por ambos lados hasta que estén tostadas, unos 2 minutos por cada lado, escurrimos sobre papel absorbente.

En el mismo aceite donde hemos frito las berenjenas pochamos la cebolla picadita durante 5 minutos, retiramos sobre papel absorbente.

Troceamos las rodajas de berenjena, añadimos la cebolla pochada, el huevo cocido picado, mezclamos y pasamos por el pasapurés, nos quedara un paté con una textura más gruesa, si queremos una textura más fina volvemos a pasar el paté por la picadora eléctrica, queda muy fino y parece realmente paté.

Salpimentamos a nuestro gusto y servimos acompañado de pan pita, rodajas de pan blanco o integral y piquitos de pan.













Notas:

Podemos servir el paté de berenjenas sobre un lecho de hojas de lechuga o podemos rellenar unas tiras de apio y servirlo como entremés.