lunes, 30 de enero de 2017

PIMIENTOS VERDES RELLENOS DE ATÚN



 Estos pimientos verdes rellenos de atún son fáciles de hacer y están riquísimos







Ingredientes:

4 pimientos verdes medianos, lo más rectos posible -si los pimientos están muy doblados o torcidos son difíciles de rellenar-.

2 latas de atún pequeñas.

 2 dientes de ajo.

 Unas ramitas de perejil fresco.

 Pan rallado.

Sal.

Aceite de oliva virgen extra para freír.







Preparación:

Lavamos y cortamos los pimientos a lo largo, dejando parte del rabito a cada porción de pimiento, quitamos las semillas interiores, secamos muy bien y reservamos.

Batimos los huevos en un cuenco, añadimos el atún escurrido y desmenuzado, añadimos los ajos pelados y machacados en el mortero, añadimos el perejil lavado y picado finamente, añadimos sal al gusto -sin excedernos porque el atún es salado-, añadimos un poco de pan rallado hasta que absorba todo el liquido, mezclamos todo hasta obtener una masa compacta pero no muy dura.

 Rellenamos los pimientos con la masa de atún, apretando bien contra el fondo del pimiento para que no se despegue al freír, cuando estén todos los pimientos rellenos esparcimos un poco de pan rallado por encima.

Ponemos una sartén al fuego con un poco de aceite de oliva, cuando esté caliente ir colocando los pimientos con el relleno para abajo, freímos a fuego medio, les damos la vuelta y freímos por la parte del pimiento, retiramos y dejamos escurrir el exceso de aceite sobre papel absorbente.

 Listos para servir, se puede acompañar con un poco de mayonesa.


  




Notas:

Con 4 pimientos salen 8 porciones, como acompañamiento de un plato o entrante hay suficiente con dos porciones por persona, sacian bastante, si queremos hacer más cantidad solo tenemos que duplicar los ingredientes.
He preparado los pimientos en dos tamaños como muestra, lo ideal es presentarlos en la mesa todos del mismo tamaño (ya sean grandes o pequeños).
Tenemos que tener cuidado con el pan rallado, si nos pasamos pueden quedar muy secos, hay que añadirlo poco a poco.
 Es conveniente freír en tandas pequeñas, al freír la parte del relleno el fuego debe ser medio pero al freír por la parte del pimiento el fuego debe ser bajo para que se haga bien y no se queme.













TURRÓN DE CHOCOLATE CON ARROZ INFLADO



Un turrón hecho con chocolate fondant, nutella, arroz inflado y avellanas picadas, delicioso y muy fácil de hacer, como no tengo moldes específicos para elaborar turrón he utilizado un molde de silicona para plum-cake y ha salido bastante bien, aclarar que no le he puesto avellanas picadas, pero tiene que estar más rico con ellas, por último, decir que esta receta la he cogido prestada del blog juanideanasevilla, tiene unas recetas fantásticas.







Ingredientes:

200 gramos de chocolate puro para postres de la marca Valor o de chocolate fondant.

1 bote de 200 gramos de Nutella a temperatura ambiente.

50 gramos de arroz inflado de chocolate.

50 - 75 gramos de avellanas picadas.








Preparación:

Cortamos en trozos pequeños el chocolate, echamos en un cuenco y calentamos en el microondas para fundirlo, removemos de vez en cuando para que se haga por igual.

Cuando el chocolate esté casi fundido, añadimos la Nutella y seguimos calentando hasta que esté bien fundido.

Añadimos el arroz inflado y las avellanas, mezclamos con cuidado.

Vertemos la mezcla en un molde para elaborar turrón o en un molde de silicona para plum-cake.

Damos unos golpecitos al molde contra la encimera para que no queden burbujas de aire y dejamos endurecer el turrón a temperatura ambiente.

Cuando haya endurecido estará listo para tomar.


























martes, 17 de enero de 2017

MINESTRONE CON BONIATO, CALABAZA Y KALE




Un plato completo y nutritivo con verduras de temporada. nos aporta fibra, vitaminas y minerales,
lleva 3 variedades de zanahorias: morada, amarilla y naranja, he sustituido la patata por boniato y la col por kale, además lleva calabaza, nabo, apio, puerro, unas tiritas de bacón, un puñadito de arroz y otro de judías rojas, como toda buena minestrone la he acompañado con queso parmesano, va cortado en lonchas pequeñas en lugar de rallado







Ingredientes (para 4 personas):

1 puerro, cortado en rodajas finas.

1 cebolleta mediana, pelada y picada.

2 ajos grandes, con la piel y ligeramente machacados en el mortero.

2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

1 ramita de apio, sin hebras y picado.

1 zanahoria morada mediana, pelada y en rodajas finas.

1 zanahoria amarilla mediana, pelada y en rodajas finas.

1 zanahoria naranja mediana, pelada y en rodajas finas.

1 nabo mediano, pelado y en rodajas finitas.

60 gramos -1 hoja grande- de kale o col rizada, picada.

150 gramos de calabaza, pelada y en dados pequeños.

150 gramos de boniato, pelado y en dados pequeños.

25 - 50 gramos de bacon, en tiras.

100 gramos de arroz redondo.

150 gramos de judías rojas cocidas.

1 litro y medio de caldo de verduras.

Sal y pimienta negra recién molida.

Para acompañar:

Queso parmesano en lonchas o rallado.








Preparación:

En una sartén pequeña salteamos el bacón durante unos minutos hasta que se dore un poco, retiramos y dejamos en un plato con papel absorbente para que suelte la grasa, reservamos.

En una olla puesta al fuego con el aceite, cuando esté caliente añadimos la cebolleta, el puerro y los ajos machacados, tapamos y rehogamos durante 8 - 10 minutos, a fuego lento y removiendo de vez en cuando, después añadimos el apio, las zanahorias y el nabo, subimos el fuego a medio y rehogamos durante unos minutos hasta que las verduras tomen color -sin dejar de remover-, añadimos la col rizada, la calabaza y el boniato, rehogamos toda la verdura un par de minutos y añadimos el caldo de verduras, salpimentamos, tapamos y dejamos cocer 15 minutos.

Pasados los 15 minutos añadimos el arroz y dejamos cocer 15 minutos más, añadimos el bacón salteado y las judías rojas cocidas, dejamos cocer 5 minutos y retiramos del fuego.

Servimos la minestrone con el queso parmesano aparte para que cada comensal lo añada a su gusto.








Si quieres hacer el caldo de verduras casero:

1 cebolla pequeña, 2 puerros, 2 ramas de apio, 2 zanahorias grande, 1 chirivía, 1 tomate maduro, 2-3 ramitas de perejil, 1 hoja de laurel, 3-4 granos de pimienta negra, sal y 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, lo ideal para hacer un buen caldo de verduras es utilizar 500 gramos de verdura por litro de agua.

Troceamos todas las verduras, lavamos bien, dejamos escurrir y salteamos con un par de cucharadas de aceite en una olla a fuego muy bajo durante varios minutos, añadimos un litro de agua, perejil, laurel, sal y pimienta, tapamos y dejamos cocer a fuego medio durante 40 minutos, pasado este tiempo colamos el caldo y reservamos.






Kale o col rizada



















jueves, 12 de enero de 2017

PIÑA NATURAL CON CREMA CARAMELIZADA



Tiene buena presentación y es fácil de preparar, un delicioso postre de piña natural con crema pastelera caramelizada, suelo hacerlo por Navidad y en ocasiones especiales, esta vez, la crema pastelera está elaborada sin huevo, con leche sin lactosa y sirope de Ágave en lugar de azúcar, quería darle un toque diferente y le he puesto un poco de puré de avellanas; para caramelizar la crema necesitaremos un quemador de azúcar tradicional o un soplete a gas







Ingredientes (para 4 personas):

1 piña natural.

Para la crema pastelera sin huevo:

500 mililitros de leche semidesnatada sin lactosa.

40 gramos de harina de maíz -maicena-.

2 cucharadas soperas de sirope de Ágave.

1 trozo de canela en rama.

1 tira de cáscara de limón, bien limpia.

4 cucharadas soperas rasas de crema de avellanas Almendrina.

Para caramelizar la crema:

6 - 8 cucharadas soperas de azúcar moreno de caña integral.







Preparación:

Echamos 100 mililitros de leche en un cuenco y reservamos, vertemos los 400 mililitros restantes en una olla, añadimos el sirope de Ágave, el trozo de canela en rama y la cáscara de limón, mezclamos, tapamos y calentamos a fuego medio durante unos minutos, retiramos del fuego antes de que empiece a hervir y dejamos que temple un poco.

Añadimos la harina de maíz a los 100 mililitros de leche, mezclamos bien hasta que no queden grumos y añadimos esta mezcla a la leche templada, calentamos de nuevo en el fuego durante unos minutos hasta que espese, sin dejar de remover.

Cuando tenga la consistencia deseada retiramos del fuego, pasamos por un colador chino para retirar la canela, el limón y obtener una crema lisa y suave, dejamos enfriar a temperatura ambiente.

Cuando la crema esté fría, tapamos y guardamos en el frigorífico hasta el momento de utilizarla.

Utilizaremos como molde la corteza, por lo tanto, lavamos y secamos bien la piña entera, cortamos 4 rodajas de unos 3 centímetros de ancho de la parte central, con la ayuda de un cuchillo separamos la pulpa de la corteza, desechamos la parte dura del centro -el corazón de la piña- y cortamos la pulpa en trozos pequeños, colocamos las cortezas vacías en los platos donde vamos a servir el postre.

Añadimos el puré de avellanas a la crema pastelera, mezclamos bien y añadimos la piña troceada, removemos y repartimos el relleno entre las 4 cortezas de piña, espolvoreamos con azúcar moreno, caramelizamos con el quemador o soplete y servimos enseguida.