miércoles, 31 de mayo de 2017

CRUMBLE DE FRESAS CON ACEITE DE COCO VIRGEN Y PISTACHOS


Esta crumble de fresas lleva aceite de coco virgen en lugar de mantequilla, le aporta todas las propiedades que tiene esta grasa vegetal y además le da un toque buenísimo a coco






Ingredientes (para 2 personas):

300 gramos de fresas maduras pero enteras, lavadas y picadas.

2 cucharaditas -de las de café- de azúcar de caña integral.

1 cucharadita -de las de café- de pistachos rallados.

Para la masa:

75 gramos de harina de trigo.

40 gramos de aceite de coco virgen prensado en frío.

25 gramos de azúcar de caña integral.






Ingredientes:

Si es verano y tenemos el aceite de coco virgen a temperatura ambiente estará líquido, por lo tanto, lo dejaremos un rato en el frigorífico hasta que solidifique para poder elaborar esta receta.

Preparamos la masa: en un cuenco echamos la harina y el azúcar, removemos y añadimos el aceite de coco solidificado y cortado en trozos pequeños, mezclamos con las manos hasta que comiencen a hacerse migas, no manipularemos demasiado porque el aceite de coco no tiene tanta consistencia como la mantequilla.

Tapamos las migas y dejamos reposar en el frigorífico unos 10 minutos.

Encendemos el horno a 180 grados, calor arriba y abajo.

Colocamos las fresas picadas en moldes refractarios individuales -o en uno grande-, espolvoreamos con el azúcar y los pistachos rallados y cubrimos toda la superficie con las  migas.

Horneamos 20 - 25 minutos o hasta que la superficie haya formado una costra dorada y durita.

Retiramos del horno y servimos templado o frío.

Podemos acompañar con helado de vainilla.






Notas:

Las fresas siempre se deben lavar con el rabito, de esa forma se evita que entre agua dentro de la fruta y pierda sabor.

He utilizado poca azúcar porque las fresas son bastante dulces, pero podemos añadir más cantidad según nuestras preferencias.













lunes, 29 de mayo de 2017

SOPA DE GUISANTES Y MENTA AL CURRY




Los guisantes y la menta se complementan extraordinariamente en esta sopa que se puede tomar tanto caliente como fría, la lechuga trocadero le aporta suavidad y el curry le da un toque muy rico






Ingredientes:

300 gramos de guisantes desgranados, lavados y escurridos.

3 cebollas frescas, cortadas en rodajas.

1/2 cogollo pequeño de lechuga trocadero, lavada, escurrida y cortada en tiras.

2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

2 terrones de azúcar de caña integral.

La cáscara -bien lavada y escurrida- de 1 limón pequeño.

1 cucharadita -de las de té- colmada de curry en polvo de calidad.

600 mililitros de caldo de pollo.

200 mililitros de crema de leche espesa.

2 pizcas de pimienta blanca recién molida.

Sal.

Para acompañar:

Unas hojitas de menta fresca, lavadas, secadas y enteras.

Semillas de sésamo.

Semillas de calabaza.

Un hilito de aceite de oliva virgen extra al ajo negro.






Preparación:

Frotamos los terrones de azúcar con la cáscara del limón, después machacamos la cáscara en el mortero y reservamos.

En una olla con el aceite de oliva, cuando esté caliente añadimos las cebollas y rehogamos hasta que estén doradas, añadimos las tiras de lechuga y sofreímos durante 3 minutos sin dejar de remover, añadimos la cáscara de limón machacada y el curry, mezclamos bien y añadimos los guisantes, la sal. la pimienta blanca y el caldo de pollo, tapamos y dejamos cocer a fuego lento durante 25 minutos.

Pasado este tiempo, reducimos la sopa a puré con la batidora, pasamos por el colador chino y vertemos de nuevo en la olla, añadimos la crema de leche y volvemos a calentarla a fuego lento.

Servimos en cuencos individuales con las hojitas de menta, las semillas de sésamo, las de calabaza y un hilito de aceite de oliva al ajo negro.










martes, 23 de mayo de 2017

QUESO CAMEMBERT EN ADOBO


Esta crema de queso es una manera original de presentar el Camembert, se prepara dejándolo toda la noche en vino blanco -con la corteza quitada y cortado en cuartos-, luego se mezcla con mantequilla, pimienta Cayena y Brandy, damos de nuevo la forma redonda original del queso, adornamos con perejil seco y pan rallado tostado, acompañamos este plato con trozos de manzana y piquitos de pan y servimos al final de una comida, antes del postre dulce







Ingredientes:

1 queso Camembert de 250 gramos.

150 mililitros de vino blanco seco.

80 gramos de mantequilla reblandecida.

Una pizca de pimienta Cayena molida.

2 cucharadas soperas de Brandy.

25 gramos de pan rallado muy fino.

2 cucharadas soperas de perejil seco picadito.

Para acompañar:

2 manzanas Fuji.

Piquitos de pan.

Unas hojitas de menta fresca.





Preparación:

Raspamos o cortamos una fina capa de la corteza del Camembert y la tiramos.

Cortamos en cuartos el queso y dejamos en un cuenco con el vino, macerando toda la noche.

Al día siguiente, tostamos el pan rallado a fuego medio en una sartén, durante unos minutos, removiendo de vez en cuando, retiramos del fuego y dejamos enfriar.

Sacamos el queso del vino y secamos con cuidado sobre papel absorbente.

Reducimos el queso a una crema suave trabajando con la mantequilla reblandecida, añadimos el Brandy y la pimienta Cayena, mezclamos bien.

Ponemos la mezcla de queso con mantequilla sobre un plato de servicio, volvemos a darle la forma redonda original del Camembert con un cuchillo de espátula, cubrimos la base con pan rallado tostado y las paredes con perejil seco, cubrimos con un cuenco o cazo del revés.

Dejamos enfriar al menos 2 horas en el frigorífico antes de su consumo.

Lavamos y cortamos las manzanas en rodajas finas o en trozos, como más nos guste.

Adornamos el Camembert con unas hojitas de menta y servimos junto con las rodajas de manzana y los piquitos de pan.












jueves, 18 de mayo de 2017

ZUMO DE NARANJA (con almendras, bayas de Goji y miel de aguacate)


Un zumo para tomar bien frío, incluso con unos cubitos de hielo, es ligero, refrescante y nutritivo, un buen sustituto a tanto refresco carbonatado como se consume hoy en día






Ingredientes (para 2 vasos):

1 naranja grande, pelada, con el máximo posible de corteza blanca quitada y cortada en trozos.

 10 almendras sin piel y enteras.

Un puñadito de bayas de Goji.

1 - 2 cucharaditas -de las de café- de miel de aguacate o la que más nos guste.

Unos 250 - 300 mililitros de agua muy fría.







Preparación:

En el vaso de la Nutri-bullet o de la batidora convencional echamos todos los ingredientes -naranja troceada, almendras enteras, bayas de Goji y miel-, añadimos la mitad del agua, batimos hasta conseguir una pasta homogénea, pasamos por el colador chino para quitar los grumos, completamos con el agua restante, removemos y servimos enseguida.














martes, 16 de mayo de 2017

ENSALADA DE ARROZ A LA CANELA (con jamón cocido, piña natural y almendras)


Una nutritiva ensalada de arroz con un ligero sabor agridulce, lleva jamón, piña, canela, cilantro, estragón, vino blanco, cebolla dorada y almendras tostadas, le dan un toque muy rico a este plato que es ideal para llevar en el tupper y tomar más tarde en el trabajo o en la playa, por ejemplo






Ingredientes (para 4 - 5 personas):

225 gramos de arroz de grano largo o Basmati, cocido y escurrido.

1 cucharada sopera de aceite de oliva virgen.

2 cebollas medianas, peladas y cortadas en rodajas finas.

400 gramos de jamón cocido, cortado a daditos.

1/2 cucharadita -de las de té- de canela molida.

2 cucharadas soperas de vino blanco.

350 gramos de piña natural, troceada.

15 gramos de mantequilla.

Sal y pimienta negra recién molida.

40 gramos de almendras al natural sin piel, fileteadas.

1 pellizco de pimienta Cayena.

1 pellizco de cilantro seco.

1 pellizco de estragón seco.






Preparación:

En una sartén grande con el aceite de oliva, cuando esté caliente añadimos la mitad de la cebolla y sofreímos durante unos minutos hasta que esté dorada y transparente, añadimos el jamón y removemos hasta que esté bien caliente, espolvoreamos con la canela y echamos el jerez o vino blanco, mezclamos brevemente y añadimos la piña, la sal y la pimienta negra, removemos hasta que se caliente la piña, retiramos del fuego y reservamos.

En una sartén pequeña calentamos la mantequilla y sofreímos a fuego medio hasta que tome color el resto de la cebolla, cuando esté lista, retiramos de la sartén y reservamos, en la misma sartén, con la mantequilla que haya sobrado, salteamos las almendras sin dejar de remover, hasta que estén tostadas, retiramos de la sartén y reservamos.

En una fuente echamos el arroz cocido, el contenido de la sartén -con el jamón, la piña y la canela-,  la pimienta Cayena, mezclamos con cuidado, comprobamos de sal y pimienta negra, añadiendo un poco más si es necesario.

Servimos el arroz en cuencos individuales, añadimos un poco de cebolla dorada y unas almendras tostadas por encima, espolvoreamos con el cilantro y el estragón y listo.

Podemos acompañar este plato con unos tomates aliñados o una ensalada verde.














sábado, 13 de mayo de 2017

ENSALADA DE TRES JUDÍAS Y PAN DE AJO



Hoy he preparado un plato de legumbres, pertenece a un libro de cocina bastante antiguo, es una ensalada de judías pochas blancas y verdes, judías rojas y judías verdes frescas, lleva cebolleta rallada y va aderezada con una vinagreta, el toque original de esta receta lo aporta el pan restregado con ajo, no se ve en la foto porque está en el fondo de la fuente, he añadido un poco de jamón cocido que le va muy bien, he acompañado con ensalada verde y de postre, nísperos.






Ingredientes (para 4 personas):

300 gramos de judías pochas blancas y verdes cocidas.

300 gramos de judías rojas cocidas.

350 gramos de judías verdes frescas.

1/2 cebolleta fresca.

150 gramos de jamón cocido, cortado en daditos.

2 rebanadas de pan blanco.

1 diente de ajo, cortado por la mitad.

Para la vinagreta:

2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

1 cucharada sopera de vinagre de Módena.

Sal y pimienta negra recién molida.






Preparación:

Quitamos las hebras a las judías verdes, cortamos cada judía a lo largo en dos, luego cortamos las tiras obtenidas en bastoncillos de unos 4 centímetros, lavamos y ponemos a cocer en una olla al vapor o en una olla convencional hasta que estén tiernas, retiramos del fuego, escurrimos y dejamos enfriar.

Tostamos las rebanadas de pan ligeramente por ambos lados y frotamos ambas caras con el ajo partido, colocamos en un plato y reservamos.

Lavamos las tres clases de judías en conserva en un colador grande bajo el chorro de agua fría, escurrimos y colocamos en la una fuente grande.

Añadimos las judías verdes frías a la fuente con las tres clases de judías.

Rallamos cebolleta con la parte más gruesa de un rallador hasta obtener 2 cucharadas soperas y añadimos a la fuente con el resto de ingredientes.

En un cuenco echamos el vinagre de Módena, el aceite de oliva, la sal y la pimienta, mezclamos  y vertemos a la fuente con los demás ingredientes, removemos con cuidado.

 Colocamos en el fondo de una ensaladera las dos rebanadas de pan, una junto a la otra, ponemos la ensalada de judías sobre las rebanadas de pan y dejamos macerar una hora.

Cuando haya pasado el tiempo, sacamos las rebanadas de pan, cortamos en dados pequeños e incorporamos de nuevo a la ensalada, mezclamos con cuidado y servimos.












viernes, 12 de mayo de 2017

GUISO DE MIJO CON VERDURAS AL ROMERO


El mijo es un cereal de gran valor nutricional, un alimento muy completo, rico en magnesio y fibra, entre otras muchas propiedades, no tiene gluten, por lo tanto es apto para personas celíacas, adecuado en dietas de adelgazamiento; un guiso saludable y delicioso, ligeramente picante por la pimienta Cayena y con un toque mediterráneo por la berenjena, el calabacín, el tomate y el romero






Ingredientes (para 4 personas):

2 calabacines medianos, lavados, abiertos por la mitad a lo largo y después cortados en rodajas.

1 berenjena grande, lavada, abierta por la mitad a lo largo y después cortada en rodajas.

800 gramos de tomates maduros, escaldados en agua hirviendo, pelados, sin semillas y troceados.

500 gramos de cebolla, peladas y cortadas en rodajas finas.

4 dientes de ajo, pelados y cortados en láminas finas,

150 gramos de mijo.

3 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

1 cucharadita -de las de té- de cúrcuma molida.

2 ramitas de romero fresco, lavadas y escurridas.

1 pimienta Cayena entera, abierta y sin las pepitas del interior.

Sal y pimienta negra recién molida.

Algo más de 1/2 litro de caldo de verduras.

Para acompañar:

Queso parmesano recién rallado.

Unas gotas de salsa Worcestershire -opcional-.






Preparación:

Colocamos las rodajas de berenjena en una fuente y esparcimos un poco de sal por encima -para que suden y eliminen el sabor amargo-, tapamos y dejamos unos 30 minutos.

Pasada la media hora, lavamos las berenjenas -para quitarles la sal-, dejamos escurrir en un colador.

En una olla con el aceite de oliva, cuando esté caliente añadimos el ajo laminado y la cebolla en rodajas, sofreímos hasta que la cebolla esté dorada y transparente -unos 10 minutos a fuego medio-, añadimos el mijo y rehogamos brevemente -un par de minutos-, añadimos el caldo de verduras caliente, tapamos y dejamos cocer 20 minutos a fuego lento, removiendo alguna vez.

Pasados los 20 minutos, añadimos las rodajas de berenjena y calabacín, las ramitas de romero, la cúrcuma molida y la pimienta Cayena, tapamos y dejamos cocer lentamente otros 10 minutos, removiendo alguna vez.

Pasados los 10 minutos, añadimos los tomates troceados, salpimentamos y dejamos cocer el guiso otros 5 minutos, comprobamos que el mijo esté tierno y retiramos del fuego.

Servimos el guiso en el plato, con el queso parmesano en un cuenco aparte para que cada comensal lo añada a su gusto.







Notas:

Para una dieta vegetariana, podemos hacer un plato más completo añadiendo garbanzos cocidos 5 minutos antes de acabar el guiso, junto con los tomates escaldados, mezclando legumbres con cereales conseguimos proteínas parecidas a las de la carne, aunque son parecidas, no iguales.

El parmesano rallado es algo opcional, igual que la salsa Worcestershire, aunque ambos ingredientes le van muy bien a este guiso.






Si quieres hacer el caldo de verduras casero:

1 cebolla pequeña, 2 puerros, 2 ramas de apio, 2 zanahorias grandes, 1 chirivía, 1 tomate maduro, 2 ramitas de perejil, 1 hoja de laurel, 3 - 4 granos de pimienta negra, sal y 2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra, lo ideal para hacer un buen caldo de verduras es utilizar 500 gramos de verdura por litro de agua. 

Troceamos todas las verduras, lavamos bien, dejamos escurrir y salteamos con un par de cucharadas de aceite en una olla a fuego muy bajo durante varios minutos, añadimos un litro de agua, perejil, laurel, sal y pimienta, tapamos y dejamos cocer a fuego medio durante 40 minutos, pasado este tiempo colamos el caldo y reservamos.












martes, 9 de mayo de 2017

ENSALADA DE FRESAS Y PEPINO



La pimienta negra realza el sabor de las fresas, la lechuga trocadero le aporta suavidad y el pepino debe estar bien fresco, añadiremos la vinagreta justo antes de servir, si dejamos reposar las fresas soltarán jugo y se mezclarán los sabores, podemos acompañar con salmón o trucha, o con pollo, si preferimos carne, para este plato no conviene utilizar fresas congeladas.






Ingredientes (para 4 personas):

Unas hojas de lechuga trocadero, lavadas, escurridas y cortadas en tiras.

225 gramos de fresas, sin rabo y troceadas.

1 pepino mediano, pelado y cortado en rodajas finas.

Para la vinagreta:

1 - 2 cucharadas soperas de aceite de girasol.

1 cucharada sopera de zumo de limón.

Sal y pimienta negra recién molida.

Para decorar:

Semillas de sésamo negro.






Preparación:

Colocamos la lechuga en una ensaladera o en cuencos individuales, añadimos el pepino y las fresas.

En un cuenco echamos la sal, el zumo de limón y el aceite de girasol, batimos con un tenedor hasta que esté bien mezclado.

Justo antes de servir, incorporamos la vinagreta, espolvoreamos con la pimienta negra y esparcimos las semillas de sésamo por encima y listo para tomar.













lunes, 8 de mayo de 2017

ENSALADA DE HINOJO (con pepino, cebolla fresca, pimiento, semillas y estragón)


Con el buen tiempo empieza la temporada de ensaladas, la que he hecho hoy es de hinojo, pepino, cebolla fresca, pimiento verde, semillas y aliño al estragón, nos aporta vitaminas, minerales, fibra y es muy refrescante, de segundo, lenguado a la plancha y de postre, fresas picadas con zumo de naranja y unas gotas de agua de azahar, un menú sano y nutritivo que se prepara en poco tiempo






Ingredientes (para 4 personas):

1 bulbo de hinojo pequeño.

1 pepino pequeño.

1 cebolla fresca mediana.

1 pimiento verde.

Para el aliño al estragón:

4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.

El zumo de 1 limón pequeño.

1 cucharadita -de las de té- de estragón fresco, picadito.

1 cucharadita -de las de té- de perejil fresco, picadito.

1 cucharadita -de las de té- de cebollino fresco, picadito.

Sal gorda y pimienta negra recién molida.

Para acompañar:

1 cucharada sopera de semillas omega 3 de NaturGreen.



     


Preparación:

Prepararemos la ensalada poco antes de servirla.

Cortamos el bulbo de hinojo por la mitad a lo largo y cortamos a tiritas, lavamos bien y escurrimos.

Pelamos el pepino, cortamos por la mitad a lo largo y cortamos en rajas finas.

Pelamos la cebolla fresca, cortamos por la mitad a lo largo y cortamos a tiritas.

Lavamos el pimiento y cortamos en ruedas.

Incorporamos todas las verduras a una ensaladera.

Batimos el aceite con el zumo de limón, añadimos el estragón, el perejil, el cebollino, la sal gorda y la pimienta negra, removemos y vertemos sobre la ensalada, removemos con cuidado, espolvoreamos la mezcla de semillas por encima y servimos enseguida.





Semillas omega 3 (chia, cáñamo, lino dorado y marrón)













miércoles, 3 de mayo de 2017

CALDO DE AVE CON HINOJO Y PAVO MARINADO EN VINO, AJO Y SOJA


Unas tostadas de pan rústico untadas con mantequilla son el mejor acompañamiento para esta sopa ligera y reconfortante; para elaborar este plato lo mejor es utilizar un buen caldo casero de pollo o de gallina y podemos marinar pechuga de gallina en lugar de pavo







Ingredientes:

1 bulbo de hinojo de unos 250 gramos,

200 gramos de filetes de pechuga de pavo.

2 dientes de ajo pequeños.

2 cucharadas soperas de vino blanco.

1 cucharada sopera de salsa de soja.

1 litro de caldo de pollo.

Sal y pimienta negra recién molida.

Para acompañar:

Tostadas de pan rústico con mantequilla.







Preparación:

Cortamos las pechugas de pavo en tiras finas.

Pelamos los dientes de ajo y echamos en un cuenco, exprimiéndolos con un prensa-ajos.

Añadimos el vino blanco, la salsa de soja y las tiras de pechuga de pavo al cuenco con el ajo, mezclamos bien y dejamos reposar tapado durante 30 minutos en el frigorífico.

Partimos el hinojo por la mitad a lo largo, quitamos la parte dura del centro y cortamos en diagonal para obtener tiras finas, lavamos y escurrimos, reservamos las ramitas verdes para el final.

Ponemos a hervir el caldo de pollo en una olla, añadimos el hinojo cortado, las tiras de pechuga de pavo junto el jugo de la marinada, tapamos y dejamos cocer despacio a fuego lento 10 - 15 minutos,

Salpimentamos, desmenuzamos las ramitas del hinojo sobre la sopa y servimos enseguida.

Acompañamos el plato con unas rebanadas de pan tostadas y untadas con mantequilla.







Si quieres hacer el caldo de pollo casero:  

1 muslo o 1 pechuga de pollo sin la piel, 2 puerros, 2 zanahorias pequeñas, 1 cebolla pequeña, 2 trozos de apio, 1 hoja de laurel, 4 granos de pimienta negra, una ramita de tomillo y sal.

 Ponemos en una olla el muslo o la pechuga de pollo, pelamos y lavamos los puerros, 
las zanahorias y la cebolla y añadimos enteros, quitamos las hebras del apio, lavamos y añadimos entero, añadimos la hoja de laurel, los granos de pimienta, la ramita de tomillo, la sal y algo más de un litro de agua, tapamos y dejamos cocer a fuego medio 35-40 minutos, colamos y reservamos.












lunes, 1 de mayo de 2017

PUDDING DE CHÍA (con fruta, jengibre, menta y yogur griego)



Un postre muy nutritivo, un pudding que se prepara con semillas de chía, zumos de naranja y uva, zanahoria, raíz de jengibre, unas hojas de menta fresca y yogur griego, decoramos con media fresa






Ingredientes (para 4 personas):

50 gramos de semillas de chía.

 El zumo de 2 naranjas.

1 zanahoria mediana. pelada y cortada en rodajas finas.

150 gramos de uvas rojas, lavadas y enteras.

1 trozo de jengibre fresco de 2 x 2 centímetros, pelado y entero.

6 - 7 hojas pequeñas de menta fresca (opcional).

3 yogures griegos sin azúcar.

Para decorar:

Unas fresas partidas por la mitad.






Preparación:

Echamos en el vaso de la Nutri - bullet o de la batidora convencional el zumo de naranja, las rodajas de zanahoria, las uvas, el jengibre y la menta, trituramos y colamos -necesitamos unos 300 mililitros de zumo para 50 gramos de chía-.

Vertemos el zumo en un bol y añadimos las semillas de chía, removemos con una cuchara, tapamos y dejamos reposar 2 horas en el frigorífico,

Durante este tiempo la mezcla de semillas de chía y zumo habrá espesado sensiblemente, removemos con cuidado y con la ayuda de una cuchara repartimos en 4 vasos de cristal de tamaño mediano, completando hasta algo menos de la mitad del vaso.

En un bol echamos los 3 yogures y removemos con una cuchara para que queden cremosos, repartimos entre los 4 vasos, encima del pudding, por último, decoramos con media fresa y listo.







Notas:

Este postre lleva zumo de frutas con yogur, por lo tanto, debemos prepararlo poco tiempo antes de consumirlo para que no se alteren los sabores.